Jairo Aristizábal Ossa – Un querido mago

Compartir esta publicación

Con los jugadores de fútbol pasa últimamente que causan dicotomías: los odias o los amas. Y eso que podemos incluir a tipos como Cristiano Ronaldo y el mismísimo Lionel Messi que han marcado una época gloriosa. Tanto el portugués como el nacido en rosario no solo han alcanzado un nivel superlativo sino que lo han mantenido por toda su carrera, llevan 12 años dominando este deporte y sin embargo hay gente que los discute, que los minimiza y hasta gente que los aborrece, y así pasa con muchos otros jugadores de élite.
Pero existió alguien que unió el fútbol con una sonrisa. Es difícil encontrar alguien que no lo quiera, capaz, no fue el mejor de la historia pero sí uno de los que mayor gusto nos dio ver: RONALDINHO.
Tanto gusto suscitó este querido mago que un 19 de Noviembre de 2005, en el Santiago Bernabéu, logró algo que yo no he visto en mi vida; que el público de tu más enconado rival deportivo te aplauda. Ese día, Ronaldinho hizo magia, el FC Barcelona derrotó en condición de visitante al Real Madrid FC, con dos goles del astro brasilero, quien precisamente luego de su último gol, el tercero del Barcelona, el público del Bernabéu se levantó de sus sillas y lo reconoció con un sonoro aplauso. Describir sus virtudes como futbolistas es imposible, solo quedaba asombrarse y reír con él, ya que siempre dibujaba sus maravillosas jugadas con una sonrisa en su cara. Este año decidió dejar su varita pero nos quedaremos con el mejor de los recuerdos. Gracias, querido mago.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: