¡Quieta Margarita! Columna Opinión ADN

Compartir esta publicación

Recuerdo aquellos “culebreros” que en plena plaza pública mostraban una culebra, la “toreaban” y el animal causaba miedo a quienes estábamos allí. A la voz del “domador”…¡quieta margarita, el animal se encogía y se enrollaba en su caja.
En el libro “1989” de María Elvira Samper, hace alusión a la hidra de Lerna, el monstruo mitológico con cuerpo de serpiente de múltiples cabezas; para señalar que la violencia es una constante en la historia de Colombia.
Esta “margarita” es una constante en la historia de Cali. Repasando los periódicos de hace 30 años, la violencia, el desempleo, delincuencia, corrupción, movilidad son los monstruos reciclados que hoy soportamos.
La pregunta es: ¿Tenemos la ciudad que nos merecemos?
Cali ha sido una ciudad a la deriva desde la elección popular de alcaldes.
Quién será el competente “domador” que erradique definitivamente estos “monstruos” que nos persiguen y que se apoderan cada vez más de una ciudad que hoy con más habitantes tiene la necesidad de encontrar el antídoto para estos venenos.
Reactivemos esa unión que nos ha caracterizado: sector empresarial, academia, instituciones del pensamiento, sectores como el solidario cuya principal tarea ha sido lo social. Las cajas de compensación son ideales para inyectar bienestar en la comunidad.
No dejemos que los apetitos politiqueros nos gobiernen y que no haya esperanza para las nuevas generaciones.
Entre todos debemos participar con una orientación de quién es quién.
Esta ciudad está lista para decirle a esos monstruos que restan hasta consumirnos en el caos…¡quieta margarita!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: